Para Hidratar

Mascarillas hidratantes

Algunas veces te has visto en el espejo y notado algún tipo de resequedad en tu cara, o al ponerte  tu base de maquillaje has visto descamación, o simplemente has sentido tu piel como acartonada, áspera o agrietada; Si es así, te invito a que continúes leyendo este articulo y trates alguna de las siguientes soluciones para prevenir y luchar contra la resequedad.

Primero que nada, es importante comentar, que nuestra piel es un reflejo de nuestra genética,  alimentación, hábitos de cuidado de nuestro cuerpo,  así como de las condiciones del ambiente en el cual nos encontremos.

La resequedad en nuestra piel se genera cuando nuestro cuerpo sufre un desbalance  (perdida) de agua y aceites esenciales.  Para saber si sufres de resequedad, puedes buscar los siguientes síntomas:

  • Descamación, descascarado o exfoliación de la piel.
  • Piel que se siente áspera.
  • Rigidez de la piel, especialmente después del baño.
  • Picazón.
  • Grietas en la piel que pueden sangrar.

Algunas de las causas de la resequedad son:

  • Ambiente: Aire frío y seco del invierno o en su contrario el aire caliente y seco en ambientes desérticos.
  • Acondicionadores de aire que lo enfrían y eliminan la humedad.
  • Tomar baños o duchas calientes y prolongadas con frecuencia.
  • Lavarse la parte afectada con frecuencia o con el uso de jabones y detergentes.
  • Afecciones cutáneas, como eccema y psoriasis.
  • Ciertos medicamentos (tanto orales como tópicos).
  • El envejecimiento, durante el cual la piel se hace más delgada y produce menos aceite natural.

Que cuidados debo de tener:

  • Le recomendamos tener una alimentación balanceada (no sedentaria) para ello le recomendamos acuda a un nutriólogo que pueda revisar su dieta y proporcionarle una acorde a sus necesidades.
  • Tomar suficiente agua; es recomendable tomar de 1.5 a 2 litros de agua diarios.
  • Utilizar cremas humectantes o lociones con ceramidas o cortisona
  • AL momento de lavar tu cara, utiliza jabones suaves o con humectantes

Por último te recomendamos las siguientes mascarillas que puedes hacer en tu casa; recuerda que antes de colocar una mascarilla es sumamente importante laves tu cara con un jabón especial para remover impurezas.

Mascarilla de Nata y lechuga

Lo que necesitas:

  • 1 taza de nata
  • 3 hojas de lechuga (de cualquier tipo)
  • 1 cucharada de miel de abeja
  • 2 cucharadas de avena en polvo.

Lava bien las hojas de lechuga. Licúa los ingredientes hasta que se forme una crema espesa que aplicarás sobre tu rostro. Déjala reposar durante 20 minutos y luego retira con agua fría.

Mascarilla de Nata y limón

Perfecta para cutis secos y sensibles.

Lo que necesitas:

  • 3 cucharadas de nata
  • 1 yema de huevo
  • Gotas de 1 limón.

Mezcla todos los ingredientes hasta formar una pasta espesa. Aplica la crema sobre tu rostro y déjala actuar durante 20 minutos. Retírala con agua tibia

Mascarilla de Yogur y Limón

Lo que necesitas:

  • 3 cucharadas de yogurt
  • Gotas de limón
  • 1 cucharada de aceite de oliva.

Mezcla todos los ingredientes hasta formar una pasta espesa. Aplica la crema sobre tu rostro y déjala actuar durante 20 minutos. Retírala con agua tibia

Mascarilla de Cerveza y Limón

Perfecta para combatir granitos y espinillas

Lo que necesitas:

  • Un poco de agua
  • 1 cucharada de levadura de cerveza
  • Gotas de limón

Mezcla todos los ingredientes hasta formar una pasta espesa. Aplica la crema sobre tu rostro y déjala actuar durante 10 minutos. Retírala con agua tibia

Mascarilla de Plátano y Miel

Lo que necesitas:

  • 3 a 4 cucharadas de papilla de plátano
  • 2 a 3 hojas de menta
  • 1 cucharada de miel
  • 1 clara de huevo

Bate la clara de huevo, una vez logrado una consistencia uniforme, mezcla todos los ingredientes hasta formar una pasta espesa. Aplica la crema sobre tu rostro y déjala actuar durante 15 minutos. Retírala con agua tibia

Mascarilla de Fresas y Yogurt

Perfecta para combatir brillos y piel grasa

Lo que necesitas:

  • 3 a 4 Fresas
  • 1 cucharada de Yogurt
  • 1 cucharada de miel
  • Fécula de maíz (en caso de no tener puedes prescindir de esta)

Mezcla todos los ingredientes hasta formar una pasta espesa. Aplica la crema sobre tu rostro y déjala actuar durante 10 minutos. Retírala con agua tibia

Mascarilla de Mango y Azucar

Perfecta para piel extremadamente seca

Lo que necesitas:

  • Mango
  • Azúcar

Mezcla  los ingredientes hasta formar una pasta espesa. Aplica la crema sobre tu rostro y déjala actuar durante 10 minutos. Retírala con agua tibia

Mascarilla e Huevo y Aguacate

Perfecta para piel extremadamente seca

Lo que necesitas:

  • 1 Yema de huevo
  • 1 a 2 cucharadas de aguacate
  • 1 cucharada de miel
  • 1 cucharada de aceite de oliva

Mezcla  los ingredientes hasta formar una pasta espesa. Aplica la crema sobre tu rostro y déjala actuar durante 10 minutos. Retírala con agua tibia